lunes, 3 de febrero de 2014

El Café Ufológico de Mendoza completó su segundo año de "encuentros cercanos"

El Café Ufológico de Mendoza completó su segundo año de "encuentros cercanos"
por Luis Emilio Annino


De izquierda a derecha: Oscar Ferreyra, Mariem Belavita, Ariel Maderna, Raúl Díaz, Ariel Godoy, Martín Fuentes y Luis Emilio Annino.

El pasado 29 de enero, el Café Ufológico de Mendoza lograba concretar 24 encuentros mensuales consecutivos, resultado que se ha alcanzado a partir de la idea concebida conjuntamente con Oscar Ferreyra, sobre la base de las sugerencias promovidas por ufólogos tales como Carlos Iurchuk y Gustavo Cia, y fundamentalmente por la asistencia y participación de todas aquellas personas interesadas en compartir sus experiencias y conocimientos relativos al fenómeno OVNI y la posibilidad de vida extraterrestre. Esto ha permitido consolidar a este espacio como un referente local dedicado al tratamiento de estos temas, lo que ha motivado la visita de diversos investigadores y estudiosos interesados en los mismos, tales como el Lic. Pablo A. Pacheco, autor del libro "De Mendoza al Cosmos. Astronomía, astrofísica y actividades espaciales en el siglo XX", quien dedicó un capítulo a la Ufología mendocina, incluyendo la mención de nuestro Café Ufológico; el periodista Alejandro Agostinelli, quien en "Invasores. Historias reales de extraterrestres en la Argentina" dedica un capítulo al clásico caso que tuvo como protagonistas a los empleados del Casino de Mendoza Fernando Villegas y Juan Carlos Peccinetti y que habría implicado un encuentro cercano del tercer tipo; el Dr. Luis Alberto Reinoso, fundador del grupo de investigación rosarino EDOVNI (Estudio de los OVNIs) e integrante de CEFORA (Comisión de Estudios del Fenómeno OVNI de la República Argentina), autor de "Tras las huellas de los OVNIs" y "Nuevo Orden Mundial, Globalización y Fenómeno OVNI", con el que compartimos ideas sobre la actualidad ufológica nacional; los históricos ufólogos mendocinos Faruk Alem, responsable de AMIFO (Asociación Mendocina de Investigación del Fenómeno OVNI) y conductor radial del programa "Rumbo a Omega" (LV 8 Radio Libertador), responsable de la regional Cuyo de la FAECE (Federación Argentina de Ciencias Extraterrestres) que organizó en 1980 un congreso internacional en nuestra provincia que tuvo como invitado destacado al astrónomo-ufólogo Joseph Allen Hynek; y el Prof. Victorio Corradi, integrante de CIEM (Centro de Investigaciones Espaciales Mendoza), y luego del IDEFEH (Instituto de Estudios de fenómenos Extrahumanos Hombre Cósmico), con una dilatada trayectoria en la investigación OVNI local. A esas visitas relevantes debemos agregarle la continuidad en la realización de salidas de observación nocturna del cielo (que denominamos operaciones suricatas) tal como las que hiciéramos en el año anterior, ésta vez a las localidades de Punta de Vacas (alta montaña) y Vaquería-Villavicencio (piedemonte) que resultan interesantes para practicar la identificación de diversos objetos astronómicos, aeronaves, satélites artificales, etc. Cabe recordar además que se siguen recibiendo firmas y adhesiones al proyecto de CEFORA para lograr la desclasificación de documentos oficiales OVNI. Para concluir esta breve mención de los hechos destacados que forman parte de este segundo ciclo que cumplió nuestro Café Ufológico, la coordinación del mismo agradece a todos sus participantes por sus comentarios y opiniones, y anhela que las experiencias señaladas se puedan repetir con el tiempo y que algunas otras que pudieran efectuarse finalmente se concreten.  

En esta ocasión contamos con la visita de Ariel Maderna, integrante del Café Ufológico de Santa Fe y miembro de CEFORA, quien compartió sus conocimientos y experiencias de la región de donde es oriundo, junto con Raúl Díaz, Martín Fuentes, Ariel Godoy, Mariem Belavita, Oscar Ferreyra y quien esto suscribe.

La presencia de Ariel Maderna, quien participa del Café Ufológico de Santa Fe que coordina el destacado investigador Oscar Mendoza, era de gran interés para los asistentes mendocinos ya que se pudo escuchar el relato de algunos casos relevantes que ocurrieron en aquella provincia como así también en Entre Ríos. Llamaron la atención dos extraños incidentes que se destacaron por ofrecer evidencias materiales de su existencia: el primero es conocido como el caso Modesto Colman e involucró a este campesino, quien en una noche de octubre de 1992 se había dirigido al campo de propiedad de la familia Spíndola, situado frente a la Laguna del Pescado (pcia. de Entre Ríos) para cerrar el molino que había dejado abierto. Mientas descendía del mismo observó como todo se iluminaba a su alrededor. El origen de esa luz era una gran esfera de unos 10 metros de diámetro, que estaba situada a unos 30 metros de distancia y de la que bajaron tres seres con los cuales sostuvo un enfrentamiento producto del miedo que les provocaba, recibiendo desde la esfera el disparo de rayos de luz que lo ciegan y le deja quemaduras en su cuerpo y marcas en su camisa, impactan en un árbol cercano, matando además a su fiel perro. Tanto la dueña del campo como un médico reconocen el mal estado de Modesto y aprecian en el campo un círculo de 7 metros de diámetro que sería el lugar de descenso del objeto.

Un segundo caso fue investigado por otro asistente del Café Ufológico de Santa Fe, Luis Brussa, quien junto a los técnicos químicos Edgardo Fontanet y José Flores, estudiaron unas huellas encontradas en agosto de 1992 en la Estancia La Pepita (Victoria-Entre Ríos), las que adoptaban una configuración triangular de 15 metros de distancia entre sí y cada una tenía forma de estrella de cinco puntas, con una perforación ligeramente hacia atrás de las mismas, especulándose que esta última ayudaría a perfeccionar el agarre de estas posibles patas de aterrizaje. Otras huellas similares se hallaron en otras partes del predio, asociadas a la presencia de hongos Calvatia Lilacina. Efectuado un estudio sobre la capacidad portante del suelo, se concluyó ante dos hipótesis (suelo húmedo y suelo seco) que el objeto que provocó estas huellas pesaría entre 35 y 55 toneladas.

Ariel Maderna muestra a los presentes la cámara fotográfica Nikon y el visor nocturno Bushnell que emplea en sus salidas de campo para tratar de registrar evidencias de fenómenos anómalos aéreos.

Ariel Maderna ha participado en investigaciones ligadas a casos de mutilación de ganado, cuyas fotografías de esas indagaciones pudieron ser apreciadas por los asistentes, causando gran impresión. Ante la necesidad de establecer una conexión lógica y fundamentada entre mutilación de ganado y fenómeno OVNI, Ariel se ha equipado con herramientas tecnológicas adecuadas para estos esfuerzos, que incluyen cámaras fotográficas sensibles a la escasa luminosidad y visores nocturnos capaces de videograbar objetos no perceptibles ante la oscuridad de la noche. A modo de ejemplo se pudieron ver filmaciones en que se veían de manera destacada no sólo estrellas, sino también satélites (algunos volando en parejas) y aeronaves. Señaló además que se puede realizar esta experiencia a distancia, instalando una estación de trabajo conectada con cables de larga extensión a los instrumentos capaces de captar imágenes, aunque reconoce que de momento no ha logrado obtener resultados concluyentes.

Gran atención prestaron los asistentes del Café Ufológico de Mendoza a las fotografías y videos compartidos por Ariel Maderna.

Los mendocinos, por su parte, tuvieron la oportunidad de comentarle a Ariel las razones o motivaciones que los acercaron a interesarse en el fenómeno OVNI y a otros temas afines o vinculados, destacando lo atractivas que resultan las salidas de campo para realizar observaciones nocturnas (operaciones suricatas) que permiten ensayar la identificación de objetos que se pueden ver en el cielo nocturno, además de forjar un espíritu de camaradería y amistad sostenido en el tiempo. Vale mencionar que se compartieron anécdotas personales acompañadas por deliciosos alfajores santafesinos, gentileza de Ariel Maderna, quien además me acercó un libro que me dedicara Oscar Mendoza y que es de su autoría: "OVNIs: Huellas y tripulantes".

El Café Ufológico de Mendoza terminó la jornada con unas pizzas "ufológicas".

Hacia las 22.30 hs abandonamos el lugar en donde nos encontrábamos para continuar nuestro festejo por los 2 años de encuentros consecutivos, y nos dirigimos a un lugar cercano para degustar unas sabrosas pizzas, muy valoradas por nuestro amigo Ariel, quien se reconoció fanático confeso de las mismas, idea compartida por los demás comensales. Ya cerca de la medianoche pusimos fin a este memorable encuentro, con la promesa de futuras nuevas visitas de Ariel a nuestra provincia y al Café Ufológico de Mendoza, y convocamos a los participantes para acercarse al

"25to Café Ufológico de Mendoza: Día: Miércoles 26 de febrero de 2014. Lugar: Café Five Stars - Lavalle 45 (Galería Independencia) - Ciudad de Mendoza. Horario: 19 hs. Participación libre". 

Esperamos contar con su presencia.

2 comentarios:

  1. ¡Feliz dos años para todos!. Y que sigan muchos años más....

    ResponderEliminar
  2. Os felicito a todos por vuestro ímpetu ufológico!! Saludos desde España.

    ResponderEliminar